4 momentos imprescindibles para ti misma

Cuando empiezas a sentirte considerablemente recuperada del parto y estás empezando a acostumbrarte a la nueva situación y los nuevos hábitos de la vida familiar caes en cuenta de que llevas semanas sin depilarte, que se te ha olvidado el color de tu cepillo de dientes, que se te cae el pelo a mantas, que cualquier conversación que mantengas con quien sea acaba derivando en bebés y ay madre mía que agobio tan grande tengo de repente.

Las mujeres en general y las madres en particular tenemos la mala costumbre de sentirnos mal por casi todo. Y es que todas nosotras queremos pasar todo el tiempo del mundo con nuestro recién llegado retoño pero también es importante encontrar tiempo para una misma.La maternidad estresa y mucho. Ya no se trata de ir o no depilada sino de que encuentres un momento para relajarte y cambiar un poco de aires. No hay porqué sentirse culpable si te apetece salir con amigos, hacer deporte o volver a trabajar incluso si es lo que de verdad te apetece. Pero bueno, yo hoy vengo a proponerte 4 actividades que van hacer que lo veas todo con una perspectiva más relajada.

Sesión relax total

Vale, estar frita de cansancio e incertidumbre a todas horas se traduce en unos músculos agarrotados y un cerebro bloqueado. Vamos a intentar solucionarlo con una tarde de spa+masaje con una amiga, hermana, prima, vecina o incluso el padre de la criatura (que a lo mejor un poco de paz en pareja no os viene nada mal). Nosotros estuvimos en unos baños árabes en Madrid que nos volvieron locos.

hammam-madrid
Hamman Al Andalus

Sesión “me adecento y me pongo mona

Te propongo una depiladita de cejas (o de cuerpo entero jajaja) con limpieza de cutis. Que después del embarazo salen todos los granos juntos es casualidad o qué? Y por supuesto darle un saneado al pelo. La de millones de consultas que leo con la misma pregunta “qué hago para evitar que se me caiga el pelo de esta manera?”. Pues nada nena, se nos cae a todas y a manta. Solución: darse un buen corte para no abusar de las gomas, evitar atrancar la bañera o que mil pequeños Chewacas se instalen por todos los rincones de tu casa. Yo aguanté 3 meses con un pelazo hasta la cintura y después de dos desatascos de bañera y de encontrarme pelos hasta en los pañales de mi hijo, dije hasta aquí. Total el pelo crece y mientras sea cómodo y de fácil mantenimiento pues una cosa menos de la que ocuparse.

sesion-peluqueria
Esto relaja y mucho

Sesión café

Con amig@ súpermegaguay que te comprende, que te escucha, que no te juzga aunque no tenga ni pajolera idea de lo que le estás contando, que pone a parir contigo a la suegra, a tu madre y al pediatra si hace falta y que te modera cuando te sales de madre y empiezas a sacar el paquete de kleenex. Que a ver, regodearse en lo chungo no es nada bueno, pero hay que sacarlo. Que en algún momento si no estuviera dando teta por los siglos de los siglos (20 meses Abraham y 15+ Mariam), en lugar de un café (colacao for me) me hubiera tomado un Gin Tonic? pues probablemente jajja y porqué no? Hay una café vintage en Madrid ideal de morir para pasar un ratito bueno.

lolina-vintage-cafe
Café Vintage La Lolina

Sesión cena con afínes

La maternidad une. Seguro que tienes un nuevo grupo de amigas que has hecho en matronatación, en la preparación al parto, en el parque o en el patio de casa. Toditas con unas ganas de marcha que para qué. Aiiins este concepto decae bastante con la llegada de los hijos. Pero vamos, que si la marcha se traduce en una cena divertida con copita en algún restaurante temático pues de lujo.

sexo-en-nuevayok
Estas si que lo pasaban bien (Sexo en Nuva York)

Y hasta aquí mi aportación para que te sientas un poco más descansada y distraída de lo que es el mundo maternal que a veces satura.

La maternidad ha llegado a sobrepasarte en alguna ocasión? Qué formas tienes de relajarte? Cuenta!

Si te ha gustado el post comparte por favor 🙂

6 thoughts on “4 momentos imprescindibles para ti misma

  1. Salir a pasear en bici, ains lo echo tanto de menos!! Algún día inventarán el asiento doble para llevar a dos niños y ahí volveré a montar jajjaja

    1. Buenooo, hay un remolque genial que yo le regalé a mi chico. Pero que no veas el ejercicio que haces porque entre el peso de los niños y el remolque, no te quieras ver en una cuesta arriba jajja. Y en Decatlon tienen una especie de bicicleta pickup!

Deja un comentario